LOS PEDIATRAS PIDEN POR EL REGRESO A LAS CLASES PRESENCIALES

La Sociedad Argentina de Pediatría difundió un comunicado, pidiendo por el regreso a las clases presenciales. El planteo fue explicado por la Dra. Inés König de Battistino, Presidenta de la Filial San Francisco de la entidad. Destacó que las familias deben sumar su aporte, transmitiendo a los niños, hábitos de cuidado y prevención, para aplicar en todos los ámbitos.

Según explicó la Dra. Inés, el documento fue elaborado en octubre, por la SAP junto a otras entidades, y entregado al gobierno nacional. Teniendo en cuenta el inminente inicio del ciclo lectivo y la falta de difusión de la propuesta por parte de las autoridades, se decidió exponerlo, “para que la sociedad conozca la opinión de los pediatras”.

De todas maneras, y en relación al pedido del regreso a las aulas, la Dra. König aclaró que, en todo momento, se deberá tener en cuenta la situación epidemiológica de cada lugar analizado. Además, remarcó que los docentes deben ser “tratados y testeado, como personal esencial”.

Finalmente, pidió a las familias “que los niños tengan grabados a fuego los cuidados preventivos para que los apliquen en todo lugar en donde se encuentren”.

En el documento difundido por la Sociedad Argentina de Pediatría, que tiene 43 páginas, se advierte que es “imprescindible la vuelta a las escuelas en la modalidad presencial” y se expresa una firme preocupación por los efectos de las medidas de aislamiento sobre los niños y adolescentes.

En el comunicado se asegura que “la escuela es fundamental para el desarrollo y el bienestar de los niños, no sólo para la adquisición de conocimientos sino también para el fortalecimiento de aspectos emocionales y sociales, el cuidado de aspectos nutricionales, de la salud y la realización de la actividad física”.

Entre las recomendaciones para volver a las aulas, la SAP destacó un distanciamiento mínimo de 2 metros, que podrá reducirse a 1.5 metros cuando se cumplan las medidas adicionales de uso permanente de tapabocas, lavado frecuente de manos o el uso de alcohol en gel, ventilación y desinfección adecuada de las instalaciones escolares.

-

Volver